Espacios abiertos para compartir y disfrutar

Cocina con isla, comedor y salón

La cocina, totalmente abierta, se ubica justo en el centro de la zona pública de la casa. Desde esta posición privilegiada ejerce como nexo de unión entre el comedor y el salón, distribuidos perpendicularmente a ella en cada extremo de la planta. Se eliminan así las barreras que tradicionalmente separaban las zonas de trabajo de las de ocio, unificándolas en un espacio único pensado para compartir y disfrutar. Este planteamiento, además de ofrecer mayor sensación de amplitud, favorece la interacción y la libertad de movimientos de los usuarios.

Los muebles de cocina Santos conforman un bloque homogéneo que resalta, sin estridencias, en una arquitectura sobria y luminosa. La composición de armarios columna asciende hacia el techo, conformando un tabique funcional dotado de un importante factor estético. La isla, situada justo enfrente, adopta una forma escultórica que hace olvidar su naturaleza de mueble contenedor. El interiorismo se equilibra con notas cálidas, aportadas por mesas, sillas, estanterías y marcos. En este sentido, resulta interesante el paralelismo trazado por el pavimento de castaño y el puzzle de madera del techo, que se extienden por toda la planta para reforzar la armonía entre la cocina abierta, el salón y el comedor.

Máxima capacidad en el mínimo espacio

La zona de columnas integra electrodomésticos, módulos de servicio con cajones interiores y un mueble escamoteable. Los frentes de este último se ocultan temporalmente en los laterales, facilitando el acceso a todo el espacio. Su interior, totalmente personalizable, incluye estantes con iluminación LED trasera, horno y un área de trabajo auxiliar con encimera, perfil de iluminación y tomas de corriente. Por ello resulta ideal como zona de desayunos, o bien para utilizar pequeños electrodomésticos sin cambiarlos de lugar. Además, una vez cerrado el mueble, todo queda recogido y apartado de la vista, un factor clave en cocinas abiertas a otros espacios de la casa.

Organización y accesibilidad

La zona de columnas integra electrodomésticos, módulos de servicio con cajones interiores y un mueble escamoteable. Los frentes de este último se ocultan temporalmente en los laterales, facilitando el acceso a todo el espacio. Su interior, totalmente personalizable, incluye estantes con iluminación LED trasera, horno y un área de trabajo auxiliar con encimera, perfil de iluminación y tomas de corriente. Por ello resulta ideal como zona de desayunos, o bien para utilizar pequeños electrodomésticos sin cambiarlos de lugar. Además, una vez cerrado el mueble, todo queda recogido y apartado de la vista, un factor clave en cocinas abiertas a otros espacios de la casa.

Un mueble y una lámpara

En la zona del comedor se dispone un armario vitrina con cuerpo en acabado mármol gris, marco de aluminio negro y vidrio ahumado. Se trata de un elemento muy útil para guardar la vajilla que, además, aporta un toque estético y decorativo, funcionando incluso como lámpara.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
Ir al contenido